General

Necesario comprender la izquierda en el momento actual: Carlos Illades

  • El académico de la UAM visitó el Instituto de Investigaciones Histórico-Sociales
  • Con las elecciones de julio estamos frente a un fenómeno al que nos faltan categorías para entender, expresó

Carlos Illades, académico de la UAM

David Sandoval Rodríguez

16/08/18, Xalapa, Ver.-El resultado de las elecciones del pasado 6 de julio es un fenómeno para el cual no existen categorías y por ello se debe conocer la historia y desarrollo de la izquierda en nuestro país, comentó Carlos Illades Aguiar, académico e investigador del Departamento de Humanidades de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), durante su visita al Instituto de Investigaciones Histórico-Sociales (IIH-S) de la Universidad Veracruzana (UV).

El especialista, con más de 25 años de investigación y diversas publicaciones sobre el tema, presentó sus libros más recientes en el auditorio “Gonzalo Aguirre Beltrán”, los cuales fueron comentados por Malik Tahar Chaouch, Martín Aguilar Sánchez, Juan Ortiz Escamilla y Luis Granados Salinas, investigadores del IIH-S.

El triunfo del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), señaló Illades, “es un fenómeno político nuevo que todavía no acabamos de entender;si ustedes miran los periódicos y la ‘comentocracia’ que se equivocó radicalmente con estas elecciones, estamos frente a un fenómeno ante el cual nos faltan categorías para entender. Cada uno se ha refugiado en su trinchera para mirar esta clase de engendro que no es ni de izquierda ni de derecha, sino una marea que revolcó, digamos, a todos”.

Manifestó que la intelectualidad mexicana mira con recelo el estudio de aquello relacionado con la izquierda, aunque está imbricado en la construcción de nuestro país.

“Uno de los prejuicios del pensamiento mexicano y de la historiografía mexicana, que es sumamente conservadora, radica en que si se estudian liberales y conservadores del siglo XIX se hace academia, pero si se estudian la izquierda y el socialismo lo que se hace es grilla”.

Tanto el liberalismo como el conservadurismo son consideradas “corrientes respetables a las que se pueden dedicar muchos libros, pero en el caso de la izquierda es pretender cosas absurdas o de otra naturaleza extra académica, por ello es importante para mí intentar que estos temas tengan un tratamiento profesional que brinda la disciplina de la historiografía”.

Ocurrió lo mismo con el comunismo en el siglo XX a partir de la caída del muro de Berlín y la desaparición del socialismo real, explicó, “este tema se enterró, pero se enterró quizá por una razón tan mala como en el siglo XIX, en este caso los intelectuales comunistas y marxistas se retrajeron del debate público y de discutir la pertinencia, o no, de su corriente”.

Por otro lado, la aplanadora neoliberal, presente en los medios de comunicación y a la que se sumó el salto de los intelectuales hacia los medios electrónicos, acabó borrando esta discusión de la izquierda en el siglo XX.

“Entonces esta tradición tan poderosa, tan importante y discutible como otras, abandonó el campo y el ánimo general fue una especie de retracción, de salirse de la discusión.”

En ese sentido, Illades Aguiar recalcó que la historia de la izquierda en México no se reduce aMorenao al PRD, “tiene una trayectoria bastante larga que se remonta al siglo XIX, por tal razón, pensar en dicha perspectiva ayudaría a entender la izquierda actual”.

Como parte de sus investigaciones ha trazado una clasificación que agrupa a la izquierda mexicana en tres grandes corrientes ideológicas: la izquierda socialista, la izquierda nacionalista y la izquierda social-cristiana; todas ellas surgen en distintos momentos del siglo XIX, alentadas por el espíritu romántico.

“Toda izquierda presupone tener como eje de reflexión la cuestión social, mientras que el conservadurismo o el liberalismo privilegian otros discursos, otros conceptos y reivindicaciones, para la izquierda es la cuestión social, es decir, cómo atender los problemas que generó la industrialización y la sociedad moderna para las clases subalternas.”

Carlos Illiades dijo que “una de las cosas buenas que ocurrieron con la caída del muro de Berlín es que permitió la expresión de otras corrientes del socialismo que no fueran estrictamente marxista y al perder esta hegemonía se abrió el espacio a otras corrientes”.

Recalcó que en México esta ampliación del espectro de la izquierda es importante porque se relaciona con la cuestión social, “donde el nacionalismo, que ha ahogado a las otras expresiones y que había sido dado por muerto con la globalización, ha resurgido de forma potente e incluso hegemónica”.

En la actualidad, consideró, se manifiesta una preponderancia de una izquierda nacionalista con elementos cristianos como también “podemos ver que se abrió un espacio político a partir del cual hay que discutir; hemos llegado a un espacio nuevo en el que se deben plantear las diferencias, las particularidades y no en la visión tradicional del margen, que es reducirse a una marginalidad que no ayuda a ninguna causa”.

Categorías: General