Justificación

¿Por qué crear un Observatorio Urbano Arquitectónico de Entornos Saludables OUAES?

Con el paso del tiempo las ciudades han tenido procesos de cambio en diferentes aspectos, como lo son en su morfología, legibilidad urbana, estructura urbana y en sus condiciones respecto a los diferentes factores que interactúan en ella, resultado de estos procesos de cambio se han generado ciudades y espacios no saludables; ante eso surge la necesidad de aportar y contribuir al programa mundial de ciudades saludables considerando el Plan Nacional de Desarrollo en donde está contemplado el Plan sectorial de salud y el Programa entornos y comunidades saludables que tienen la única finalidad de lograr entornos favorables a la salud.

Un entorno saludable es considerado como un espacio que apoya a la salud y favorece a una población (Latapí, 2015), La Sociedad Mexicana de Arquitectos Especializados en Salud (SMAES) como organismo especializado en observar la arquitectura y el espacio urbano desde el aspecto de salud; nos indica los aspectos del entorno que se deben considerar para influir positiva o negativamente en las personas que transitan, caminan o permanecen en los espacios abiertos o cerrados. La SMAES señala que: Los habitantes deben tener cubiertas todas sus necesidades básicas, su planeación debe ser continua y contemplada a largo plazo, la densidad demográfica debe ser equilibrada, la zonificación racional de funciones básicas como: habitación, trabajo, recreación y circulación, también indica que una ciudad saludable debe contar con áreas verdes estratégicamente diseñadas, con áreas de trabajo integradas y bien ubicadas con cordones o barreras verdes que protejan todas las áreas donde se desarrollan las actividades de sus habitantes. Todos estos espacios deben ofrecer: bienestar, seguridad, conectividad, orden, accesibilidad universal, servicios básicos, proporción y escala, dadas estas condiciones que toda ciudad saludable debería tener en condiciones y parámetros alineados a un 100%,  no es así en la realidad a la que nos enfrentamos; por ello es importante contribuir desde el Observatorio Urbano Arquitectónico de Entornos Saludables a generar información y datos que ayuden a los organismos especializados, a la comunidad académica y a los gobiernos a tomar decisiones urbanas y arquitectónicas en los procesos de planeación, específicamente en el área de estudio planteada: la Zona Metropolitana Orizaba y Zona Metropolitana Córdoba, en las cuales se pueden identificar problemáticas en los aspectos antes descritos, se necesita una observación y medición específica de este fenómeno.

El observatorio pretende realizar mediciones y cálculo de indicadores que nos identifiquen con claridad los porcentajes de espacios saludables con los que contamos en las dos zonas metropolitanas. La observación, el registro y la medición del fenómeno ayudaran en las estrategias urbanas y arquitectónicas del diseño de espacios y entornos saludables; a nivel regional, nacional e internacional, contribuyendo como Universidad Veracruzana a presentar información confiable y sistematizada bajo el diseño de instrumentos de medición basados en metodologías de fuentes confiables como INEGI.

Con el objetivo de fomentar la importancia de la cultura de la estadística en la aplicación y generación del conocimiento en los académicos y en los estudiantes, así como también concientizar a la comunidad Universitaria de la Responsabilidad Social Universitaria ante un problema común al cual la sociedad y las ciudades nos enfrentamos a diario ya que todas las actividades cotidianas las desarrollamos en los entornos urbanos y arquitectónicos.