Glosario de términos

Sustentabilidad urbana

La sustentabilidad urbana es un proceso que implica cambios estructurales en las instituciones y en los valores y pautas de conducta social. La construcción de ciudades sustentables se orienta a la conformación de sitios habitables, seguros, justos, de socialización, que preserven sus características culturales y ambientales y permitan el desarrollo del ser humano, sin comprometer el medio ambiente de las generaciones futuras (Lezama & Domínguez 2006).

 

Desarrollo sustentable urbano

Es una tendencia de pensamiento que ve el fenómeno urbano, como la evolución del espacio urbano con base en una planeación integral de forma holística, que implica una adecuada vida actual de la población dentro de un razonado mantenimiento y regeneración del patrimonio de los recursos naturales y sociales-culturales , del sitio urbano, del emplazamiento geográfico y del mismo planeta. De esta manera la urbe- hábitat físico-química de la sociedad urbana estará ligada con: la población que la convive  y el ambiente que se crea en las interrelaciones contextuales, dando como resultado una ciudad con planeación sustentable. (Camacho 2007:252)

 

Políticas urbanas

Las políticas públicas pertenecen al ámbito de lo público, porque van dirigidas y deben ser implementadas por y para la colectividad. En nuestro interés nos referimos a políticas publicas de corte urbano que aluden a los derechos de contar con una vida urbana de calidad, con equidad e igualdad en los servicios (Hernández Bonilla 2016).

 

Apropiación del espacio

La apropiación del espacio es un proceso dialéctico por el cual se vinculan las personas y los espacios, dentro de un contexto sociocultural, desde los niveles individual, grupal y comunitario hasta el de la sociedad. (Pol 2006) por otro lado,  M.J. Chombart de Lauwe (1978) da una definición clara de apropiación, que se relaciona con el espacio. «Apropiarse de un lugar -dirá- no es únicamente hacer de él una utilización reconocida, es establecer con él una relación, integrarlo a las vivencias propias, enraizarse, dejar en él la huella propia y convertirse en actor de su propia transformación».

 

Habitabilidad urbana

La habitabilidad es una categoría esencial del espacio habitable, llámese lugar o escenario, interior o exterior, de  escala urbana o doméstica, que amalgama tanto lo físico como lo psicológico y social, y que no pierde de vista su interacción con los procesos medioambientales (Garfias & Araujo 2015).  Entonces la habitabilidad se refiere a un conjunto de condiciones, que produce una capacidad o una posibilidad, la habitabilidad no es dada sino creada, así, tanto en el espacio territorial como urbano, deben tener características que la sociedad considera adecuadas para la vida de quienes habitan esas escalas ambientales (Valladares et al. 2011) .

 

Calidad de vida urbana

“El grado de satisfacción de la demanda de necesidades y/o aspiraciones por parte de individuos que ocupan un espacio urbano, obtenido mediante estrategias ordenadoras que actúan directamente sobre el componente físico-espacial del área considerada, e indirectamente sobre los componentes social, económico, político y cultural; estableciendo relaciones de calidad entre los mismos” (Benavidez Oballos, 1998 citado en Leva 2005 ).

 

Espacio público

La calle, la plaza, las áreas verdes, el parque barrial representan lugares de encuentro, identidad, intercambio, fiesta, diversidad y participación, elementos esenciales del patrimonio, desarrollo y viabilidad de cualquier ambiente urbano. El espacio público de vida diaria es el del barrio, el de la colonia, aquel espacio donde tiene lugar la vida colectiva de las mayorías. El espacio del barrio es el lugar más cercano y común de lo público para los habitantes de la ciudad, (Hernández Bonilla 2005)

 

Suelo urbano

Territorio en relación con el uso, explotación o aprovechamiento, sitio para obras públicas y privadas. (Camacho 2007:252)

 

Movilidad urbana sostenible

Facilidad con la que las personas realizan desplazamientos para satisfacer sus necesidades o realizar sus actividades. La movilidad sostenible presenta como objetivo principal la reducción del impacto ambiental y social de la movilidad existente, es decir, la búsqueda de la mejora en la eficiencia ambiental y social de los desplazamientos motorizados que se realizan en las ciudades. La movilidad sostenible es una manera de desplazarse, de viajar, que tiene un profundo respeto por todos los vecinos de las calles y carreteras. Este respeto debe ir dirigido a residentes, peatones, ciclistas, pasajeros del transporte público así como a los demás conductores. Ello implica que conduciendo el coche o la moto hay que producir el mínimo costo energético, contaminar lo menos posible, hacer menos ruido y dar preferencia al otro usuario de la vía. Es también un conjunto de viajes donde el costo energético se minimiza, tanto en la elección del modo de transporte, como disminuyendo el número de viajes y su longitud.

 

Patrimonio

Conjunto de productos de la actividad humana y sus restos, intencionales y no intencionales, tangibles (o materiales) e intangibles (o imaginarios), que representan los procesos históricos y sociales, que obtienen su sentido de éstos y que, al tiempo, son re significados por ellos al introducir sentidos nuevos y/o ser renegociados. Esta definición incluye, en primer lugar, a los entes materiales e ideas que son socialmente valorados como «bienes patrimoniales», ya sea en el propio contexto en que son creados o en otro contexto posterior. En segundo lugar, incluye a los «entes materiales» y «restos» factibles de alcanzar esa valoración más tarde por su carácter representativo En tercer lugar, esta definición entiende que el patrimonio es un hecho meta cultural, es decir, un hecho social mediante el cual ciertos procesos de sociedades distintas y momentos anteriores, y/o sus impresiones materiales (sus productos, intencionados o no) se legitiman como algo digno de ser estudiado, conservado, inventariado, catalogado y puesto en valor: es decir, son socialmente apreciados.