• Publicación Semanal

Xalapa • Veracruz • México

Egresado de la FCyA incursionó como microempresario 

Santiago Sánchez Alba

Santiago Sánchez Alba

Claudia Peralta Vázquez

Ante la difícil situación económica de su familia, Santiago Sánchez Alba decidió trabajar desde muy pequeño para cubrir sus propios gastos y realizar sus estudios. Hoy, recién egresado de la Facultad de Contaduría y Administración (FCyA) con el reconocimiento de una nota laudatoria por su buen aprovechamiento, ha logrado también instalar un negocio propio.

Orgulloso por los objetivos alcanzados de manera independiente, expresó que su meta a largo plazo es hacerlo crecer y extenderlo a nivel nacional.

“Yo solo saqué esta profesión con mis propios recursos, hice todo lo posible para poder estudiar, por eso es muy importante terminar la carrera.”

A escasos meses de obtener su título profesional, ya que recientemente aprobó el Examen General de Egreso de la Licenciatura (EGEL), externó que siempre tuvo el interés de aprender, sin importarle si contaba o no con el respaldo de las personas, idea a la cual atribuye haber conseguido cada uno de sus propósitos.

Entrevistado en el marco de la entrega de 400 notas laudatorias a estudiantes destacados de la Facultad, Santiago, quien es originario del municipio de San Andrés Tlalnelhuayocan, destacó su interés por impulsar y desarrollar su actual negocio de papelería y renta de computadoras, el cual logró instalar con sus ahorros, producto del trabajo de muchos años.

“Mi objetivo a largo plazo es ser empresario y extender mi negocio a nivel nacional.”

Narró que su madre siempre les ha brindado a él y a sus siete hermanos apoyo moral, pues como único sustento le fue imposible garantizarles la oportunidad de estudiar.

Comentó que al concluir la primaria decidió no acudir más a la escuela y optó por trabajar. Después de un año, comprendió que el estudio le permitiría aprender y elevar su calidad de vida. Fue cuando ingresó al nivel secundario y simultáneamente laboraba como ayudante en una tienda de abarrotes.

“Siempre busqué la manera de conseguir ingresos, trabajaba sábados y domingos, días festivos, hice toda clase de labores, no me importaba de qué, sólo obtener recursos para pagar la escuela y mis pasajes.”

Al reconocer la dificultad que esto representó para él, dijo que fue el único de sus hermanos que concluyó una carrera universitaria, ya que los demás sólo cursaron la secundaria.

“Desde la secundaria decidí estudiar hasta donde pudiera para lograr algo mejor en la vida. Al ingresar a la Universidad pensé echarle muchas ganas, no obtuve promedios tan sobresalientes pero sí eran buenas calificaciones.”

Al referirse a la nota laudatoria que le fue otorgada por obtener 9.2 de promedio en sus calificaciones durante el octavo semestre, dentro del periodo Febrero-Julio 2015, dijo: “Como en todo, hay momentos difíciles y otros fáciles; para mí fue muy interesante estudiar esta profesión porque me gustan las actividades que se realizan y puedes tener control de toda la empresa, es lo que más me agrada”.

Por su parte, la directora de la Facultad, Patricia Arieta Melgarejo, resaltó el alto número de alumnos que muestran excelentes resultados, específicamente promedios entre 9 y 10.

La académica mencionó que esta licenciatura cuenta con la experiencia educativa Desarrollo de Emprendedores, prepara a los alumnos para ser empleadores y formar su propia empresa al egresar.