RESUMEN

Acciones emprendidas por la Universidad Veracruzana
en relación con el error de CENEVAL


Jueves 17 de julio de 2008  

Detectó UV error de Ceneval en examen
de admisión; garantiza cero afectaciones
 
   
   
Domingo 20 de julio de 2008  

Acto de responsabilidad social admitir a 1,600 aspirantes que sí tenían derecho a ingresar
Congruente, ética y responsable,
la decisión de la UV
 
   
   
Martes 22 de julio de 2008  

Atiende UV 40 por ciento de su
demanda; UNAM, 10 por ciento
 
   
   
Miércoles 22 de julio de 2008  

Debido al error técnico del Ceneval
Acuerdan facultades respaldar
decisiones de la UV
 
   
   
Miércoles 23 de julio de 2008  

Gracias al trabajo de los directores de facultades

Incremento de matrícula en la UV:
quedó resuelto lo académico
 

 

 

 

 


 

 

Detectó UV error de Ceneval en examen
de admisión; garantiza cero afectaciones


Juan de Dios Samperio Sánchez y Javier Díaz de la Serna, de Ceneval,
y Pilar Velasco Muñoz Ledo, directora de Administración Escolar de la UV, durante la conferencia de prensa.

La Universidad Veracruzana (UV) detectó que el Centro Nacional para la Evaluación de la Educación Superior (Ceneval) cometió un error de carácter técnico, al calificar el examen de admisión de esta casa de estudios.

Durante la verificación del proceso de ingreso que la UV realiza para garantizar la precisión del mismo, autoridades universitarias encontraron que la calificación de Ceneval invirtió los derechos de inscripción de poco más de mil 600 estudiantes, es decir, el error del Centro en la calificación otorgó un lugar a estudiantes que no lo habían obtenido, mientras que canceló el derecho a otro número igual que por su desempeño en el examen habían merecido un lugar en las listas de aceptados.

En rueda de prensa, el director general adjunto de Difusión de Ceneval, Javier Díaz de la Serna, sostuvo que se trató de error inminentemente técnico imputable solamente al Centro y deslindó a la UV de cualquier responsabilidad.

“Se trató de un error técnico por la utilización inadecuada de la clave de calificación, ya que en cada sede se aplicaron las versiones 8 y 9 y, al calificar la sede, sólo se utilizó aquella clave destinada para la versión 8; por lo que Ceneval afirma categóricamente que la UV nada tuvo que ver con esta lamentable circunstancia”, señaló Díaz de la Serna.

Todos los involucrados ingresan
Ante la evidencia, las autoridades universitarias dieron a conocer que la UV enfrentará la situación, de ninguna manera imputable a la institución ni a los jóvenes aspirantes, y garantizan que todos los estudiantes universitarios involucrados en el percance técnico del Ceneval, tendrán un espacio en los diversos educativos de la institución.

Por su parte, la directora general de Administración Escolar de la UV, Pilar Velasco Muñoz Ledo, confirmó que la UV garantizará que ninguno de los estudiantes involucrados quede fuera de la Universidad; con lo que a los estudiantes que ya se inscribieron sin tener el derecho de hacerlo se les respetará su inscripción y se admitirá a los que debieron haber ingresado.

Pilar Velasco reiteró que el Rector ha informado del suceso a las autoridades educativas y ha solicitado un apoyo económico extraordinario que le permita a la Universidad hacer frente a esta contingencia, que si bien no es imputable a la institución, tampoco lo es a los aspirantes que presentaron examen de admisión.

“Creemos que esta solicitud tendrá eco, porque se trata de responder con la mayor responsabilidad posible ante la sociedad veracruzana”, dijo, y añadió que a más tardar el próximo martes 22 de julio se publicarán las listas de los mil 600 aspirantes que podrán inscribirse luego de la rectificación de su calificación correspondiente en el examen de admisión.

La funcionaria universitaria afirmó que la UV tomó la decisión de hacer pública esta información con el fin de transparentar al máximo el proceso de ingreso, de por sí ya acreditado bajo normas internacionales de calidad, y para garantizar tanto a los estudiantes que resulten envueltos en esta situación como a sus familias que no habrá afectación alguna a sus aspiraciones universitarias.

Además, señaló que esta decisión institucional obedece a razones de ética y de honestidad, así como por el compromiso que tiene ante la sociedad y la comunidad universitaria. Pero, reiteró, ningún estudiante afectado por el error quedará fuera de las aulas universitarias.


 

 

 

 

 

 

 

Acto de responsabilidad social admitir a 1,600 aspirantes que sí tenían derecho a ingresar
Congruente, ética y responsable,
la decisión de la UV

La Universidad Veracruzana (UV) admitirá a 1,600 jóvenes que debido al error del Centro Nacional para la Evaluación de la Educación Superior (Ceneval) en su proceso de calificación habían quedado sin posibilidad de inscribirse, respondiendo así, de forma congruente con la política de atención a los aspirantes que la coloca como la universidad pública con el porcentaje más alto de estudiantes admitidos en sus aulas.

Con esta decisión, la casa de estudios hace patente la visión de potenciar mayores oportunidades para los jóvenes, para que la educación superior pública cumpla su papel de agente de movilidad social.

No obstante que la Universidad requerirá hacer un esfuerzo mayor en la administración de recursos e infraestructura para cubrir este incremento en la matrícula, brindará la oportunidad a 1,600 jóvenes de cursar una licenciatura en la institución.

Como lo explica el Rector de la UV en su artículo de hoy, publicado en la página Web de la Universidad (www.uv.mx): “desde nuestro punto de vista los estudiantes que se inscribieron por el error técnico ya poseían los derechos de todo universitario: estaban inscritos y habían obtenido su estatus de alumnos”.

De igual forma, agrega, dichos aspirantes cumplían con los requisitos de calidad académica que exige la institución, y sus exámenes lo prueban; por esta razón declarar que se admitieron “reprobados” es una falacia. Que la Universidad manifestase entonces una recapitulación, privándoles de un lugar con el argumento de un “error ajeno” sería un acto ilegal, incongruente y más importante aún, carente de ética; quienes pueden comprender ampliamente la situación son los padres de familia.

“Reconocemos que hubo un problema grave, pero tenemos la opción de convertirlo en una oportunidad esforzándonos en una mejor planeación, ajustes en los proyectos institucionales y optimación de la infraestructura”, subraya Arias Lovillo.

La coyuntura que este hecho planteó permite demostrar que la transparencia no es únicamente un concepto, implica una responsabilidad como la que se asume actualmente, no obstante la UV posee fortalezas demostrables como son el segundo periodo de inscripciones en febrero y los rigurosos estudios de mercado que permiten alentar nuevas carreras debido a la saturación y limitantes de las tradicionales.

La decisión, consensuada al interior de la UV, puede calificarse como un acto de congruencia, de ética y de responsabilidad social que al ser expuesto públicamente se convierte en un acto de transparencia, indica el Rector, acorde con una postura que siempre hemos defendido: ofrecer públicamente nuestros argumentos; eso define a la universidad pública y así actúa la Universidad Veracruzana.

Arias Lovillo reitera el compromiso con la sociedad para que estos aspirantes y en general todos los alumnos de la UV, puedan concluir una carrera para servir profesional y socialmente al estado de Veracruz.


 

 

 

 

 

 

 

Atiende UV 40 por ciento de su
demanda; UNAM, 10 por ciento

La Universidad Veracruzana (UV) se colocó este año como primer lugar nacional de atención a la demanda por un espacio en la educación superior al recibir a 40 por ciento de los jóvenes que solicitaron su ingreso, cifra que contrasta con el nueve por ciento que atendió la UNAM en sus dos concursos de ingreso (abril y junio de 2008).

En el pasado examen de selección la UV ofreció alrededor de 15 mil espacios educativos para 35 mil 445 solicitantes, aproximadamente. Además, cerca de mil solicitantes no se presentaron al examen, por lo que la demanda real de la UV fue de alrededor de 34 mil 500 aspirantes.

Tal cifra alcanzada por la UV se contrapone con el 8.7 por ciento de atención de la demanda de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) –14 mil 677 alumnos aceptados de un total de 167 mil 668, sin contar a los alumnos con derecho a pase reglamentario.

En el primer periodo del examen de la UNAM –cuyos resultados se dieron a conocer en abril pasado– 96 mil 10 jóvenes quedaron fuera y, en el segundo periodo –cuyos resultados fueron difundidos ayer– 56 mil 981 no alcanzaron lugar, lo que en conjunto suma 152 mil 991. En contraparte, en la primera fase fueron seleccionados ocho mil 804 y en la segunda cinco mil 873, que hacen un total de 14 mil 677.

Por otra parte, el Instituto Politécnico Nacional (IPN) –que publicará los resultados de su proceso de ingreso este martes y cuya demanda fue de 72 mil 890 solicitantes– atenderá a cerca de 24 mil aspirantes (casi 33 por ciento) y 48 mil 890 (casi 67 por ciento) no serán aceptados.

Lista de corrimiento y revisión de examen
Desde el domingo pasado, la UV publicó en su portal de Internet (www.uv.mx) los resultados del ejercicio de corrimiento de lista –cuyos beneficiarios podrán inscribirse los días 24 y 25 de julio– y la lista de aspirantes con derecho de inscripción después de la revisión de examen del Proceso de Ingreso 2008 –que podrán inscribirse del 19 al 21 de agosto–, por lo que todos los interesados pueden acceder a esta información.


 

 

 

 

 

 

 

 

 

Debido al error técnico del Ceneval
Acuerdan facultades respaldar
decisiones de la UV

Directores de facultades de los diferentes campus de la Universidad Veracruzana (UV) respaldaron ayer la decisión del rector, Raúl Arias Lovillo, de admitir a los estudiantes que habían quedado fuera de la institución a causa del error técnico cometido por el Ceneval, manifestaron en un comunicado dirigido a la opinión pública y la comunidad universitaria.

Durante una reunión que sostuvieron con Arias Lovillo, los directivos también señalaron que la determinación de la administración es un acto de responsabilidad que apoyan plenamente: “Es nuestra convicción que los estudiantes inscritos a causa del error técnico ya habían adquirido derechos, al cumplir con los requisitos de calidad académica exigidos por la UV”, coincidieron.

Los académicos y directivos reiteraron su total acuerdo y pleno respaldo a las razones que llevaron a la administración universitaria a tomar las medidas que, con toda seguridad, permitirán hacer frente a la situación de emergencia que hoy vive la Universidad.

“Estamos absolutamente convencidos de que, leal a los valores y los principios que rigen su actuar, la administración ha obrado con congruencia, ética y responsabilidad social. Y al ventilar públicamente esta situación, ha actuado, igualmente, con transparencia”, dijeron y, además, hicieron patente el agradecimiento de la comunidad universitaria a la autoridad estatal por su solidaridad para con la decisión tomada por la UV.

Destacaron, asimismo, la política de admisión de la UV orientada hacia el incremento de los espacios, por la potenciación de mayores oportunidades para los jóvenes, para que la educación superior pública cumpla su papel de agente de movilidad social y se asuma como un instrumento de justica y contra la desigualdad.

Hicieron énfasis en que de no haber enmendado la situación y arrebatarles a mil 600 aspirantes la oportunidad que las circunstancias descritas les ofrecieron, no coincide con “los principios ni con la política que en esta casa de estudios la gran mayoría de los universitarios enarbolamos”.

Los funcionarios calificaron esta situación como extraordinaria y como tal habrá de enfrentarse, ante la cual cada una de las facultades en lo particular, y atendiendo a sus condiciones, sabrá salir adelante con una mejor planeación, haciendo los ajustes correspondientes y llevando a cabo un ejercicio de optimación de las capacidades materiales.

Por su parte, concluye el comunicado, se comprometen “públicamente a empeñar nuestro mejor esfuerzo en la consecución del objetivo trazado: que los estudiantes de nuevo ingreso y, en general, todos los estudiantes de esta casa de estudios, cuenten con una formación académica, humana y profesional de primer nivel, para que en un futuro próximo concluyan una carrera universitaria y sirvan, con profesionalismo y responsabilidad social, al estado de Veracruz”.


 

 

 

 

 

 

 

Gracias al trabajo de los directores de facultades
Incremento de matrícula en la UV:
quedó resuelto lo académico


El Rector reconoció el excelente trabajo de los directores
de las áreas académicas para resolver el incremento de la matrícula.

Alma Espinosa

Gracias al esfuerzo y trabajo de planeación de los directivos de las entidades académicas de la Universidad Veracruzana (UV), se logró determinar en poco tiempo las necesidades inmediatas para afrontar el incremento de la matrícula, aseguró el rector Raúl Arias Lovillo, quien también consideró este avance como un aliciente para los padres de familia de los mil 604 jóvenes que luego de su inscripción también formarán parte de esta casa de estudios.

Durante una reunión con funcionarios universitarios, el Rector reconoció el excelente trabajo de los directivos al detectar las necesidades de la institución con proyección a un año. De igual forma, agradeció la solidaridad que han mostrado instituciones hermanas y organismos civiles para ofrecer instalaciones, aulas, talleres, laboratorios o servicios profesionales. Sin embargo, aseguró, dado el trabajo de planeación que se ha hecho, “garantizamos a la sociedad que tenemos la capacidad para resolver el problema, hasta el momento en términos académicos”, aseguró.

En lo concerniente a la cuestión financiera, anunció que se reuniría con el director del Centro Nacional de Evaluación (Ceneval) para ver cómo se comprometería esta institución financieramente por haber cometido un error en la calificación del examen de admisión de mil 600 estudiantes; también realizará gestiones con la secretaria de Educación Pública, Josefina Vázquez Mota.

Aunado a lo anterior, recordó que el gobernador de la entidad, Fidel Herrera Beltrán, y la Legislatura local se han comprometido a ofrecer recursos financieros para tener las condiciones necesarias con el fin de apoyar la formación profesional de los jóvenes. “Con esa suma de voluntades y esfuerzos no dudamos que saldremos adelante”, asentó.

Raúl Arias reiteró que la UV lamenta mucho la situación y las inconveniencias para las familias de los jóvenes; aseguró que ni él ni los integrantes de su administración pensaron en ocultar el error y truncar el futuro de mil 604 jóvenes, sino que afrontaron las consecuencias y comenzaron a trabajar para que en agosto se incorporen a la comunidad universitaria.


Raúl Arias anunció que ya está buscando resolver la
cuestión financiera que implica aceptar a mil 604 estudiantes más.

En la Sala de Juntas, el Rector recordó que el examen de admisión no es para aprobar o reprobar a nadie, sino que es un instrumento para asignar un espacio de acuerdo con la disponibilidad de cada programa educativo. Aclaró que el error del Ceneval no significa que ingresaron a la UV los jóvenes con peores calificaciones, sino que se hizo un corrimiento de la lista, pues sólo hubo error en la calificación de los cuadernillos adicionales –equivalente a 20 por ciento del total– y no en todo el examen.

A pesar de lo anterior, señaló que la UV recibirá este año a 16 mil 300 estudiantes, mientras que la UNAM sólo aceptará a 14 mil 600 (nueve de cada 100 que lo solicitan), y con un presupuesto cinco veces inferior, pues mientras la UV recibe tres mil 300 millones de pesos, a la UNAM se le asignan 17 mil millones de pesos.

Ante esta situación, dijo, debe reconocerse la labor de la Veracruzana que trabaja para ampliar la educación superior en la entidad. Agregó que el propósito es que los próximos años, con mayor apoyo financiero, no disminuya el porcentaje de aceptación de solicitudes a la UV.

“Se dice fácilmente, pero operarlo y conseguir los recursos es difícil; no obstante, esto será posible si demostramos que actuamos con responsabilidad y que nuestro propósito es incrementar la cobertura de la educación superior de manera responsable al no crear carreras ficticias, ni comprometer los proyectos de vida de manera irresponsable de los estudiantes. Será solamente a partir de garantizar la calidad de los estudios universitarios”, expresó el Rector.

Durante la reunión, los directores de las áreas académicas informaron al Rector que después de una revisión de las instalaciones y de los requerimientos de profesores y horas-clase, determinaron que se necesitarán que al banco de horas se sumen mil 976; respecto del equipamiento, lo que más se necesitan son mesas, sillas, bancos, proyectores, pintarrones, pantallas eléctricas y reactivos para laboratorio.