Dirección de Comunicación
Universitaria
Departamento de Prensa
Año 9 / No. 336 / Diciembre 1 de 2008 Xalapa • Veracruz • México Publicación Semanal

Tramoya: número
monográfico de pastorelas

Celia Álvarez

El cuaderno de teatro Tramoya dedica su edición más reciente, que corresponde al trimestre octubre-diciembre del año en curso, al género de la pastorela, cumpliendo así uno de los últimos propósitos de su fundador, el inmortal dramaturgo Emilio Carballido, quien dirigió la revista de textos dramáticos más importante en idioma español desde que la creó en 1975 hasta el fin de sus días.

Así, bajo los auspicios de la Universidad Veracruzana (UV), la publicación especializada en la difusión del teatro latinoamericano, que dirige actualmente Héctor Herrera, presenta en su número 97 cinco pastorelas escritas en diversas épocas, desde la Colonia hasta nuestros días, pero que guardan el mismo secreto: perpetuar la tradición de la natividad o nacimiento de Jesús, anunciado a unos pastores.

En primer lugar, se presenta la obra Lucha alegórica para la noche de la Natividad de Cristo, nuestro señor, escrita en 1578 por el fraile español Jaime Torres, donde la pelea entre dos pastores da pie a que se evoque el asunto teológico principal: la “lucha sangrienta” iniciada en el principio de los tiempos por Satán, sin que éste aparezca en persona, ni tampoco el arcángel San Miguel, aunque sí algunos personajes característicos de las pastorelas: Bartolo, Bras y Antón.
A continuación, la especialista en teatro novohispano del siglo XVI Beatriz Aracil Varón explica en el artículo Pastorelas tradicionales indígenas en el siglo XIX los orígenes de este género en nuestro país y desbroza los contenidos doctrinales de dos anónimas pastorelas de viejos en lengua tarasca.

En las páginas siguientes se reproduce la Pastorela de viejitos rescatada en Charapan, Michoacán, que da cuenta de la plena apropiación de los motivos míticos cristianos entre las comunidades indígenas y cuyos avatares de escritura y reescritura –sugeridos en el manuscrito original– son prueba de la “creación colectiva”.

Prosigue el texto La pastorela en el teatro ritual popular mexicano, del escritor, dramaturgo y director Miguel Sabido, quien ha sido a lo largo de varias décadas el más empeñoso investigador y ejecutante de la pastorela en nuestro país, y después Antonio García Cubas diserta sobre las Pastorelas caseritas.

La siguiente obra es El testerazo del diablo, juguete pastoril en un acto, de Rafael A. Romero; y más adelante se reproduce el texto La pastorela: de la evangelización a la crítica y la sátira, del actor, director y periodista Luis Martín, y la original obra Pastores y motores, de la dramaturga, actriz y cantante mexicana Tere Valenzuela.

Cierra el número la obra Pastores de la ciudad, escrita por el propio Emilio Carballido en colaboración con la dramaturga y novelista Luisa Josefina Hernández. Pieza con la que ambos remozaron el género a mediados del siglo pasado.

Este número monográfico de Tramoya y los anteriores ejemplares se pueden adquirir en el Servicio Bibliográfico Universitario de Xalapeños Ilustres 37 y en la Feria Permanente del Libro Universitario de Hidalgo 9, o en las oficinas de la revista, ubicadas en el número 25 de la calle Zamora.

Para mayores informes: Apartado Postal número 318, en Xalapa; al teléfono 817-2954 o al correo electrónico hecherrer@yahoo.com.mx.